viernes, 13 de marzo de 2015

NAVARRA ¡TIERRA EMBRUJADA!


Esta entrada recoge en fotografía algunos de los cielos volados por esta bruja del Reynon de Navarra ¡Tierra mágica! Historias de sorginen, batallas, arte y sobre todo un paisaje que hechiza ¡De cuento! Entre caseríos, ríos, bosques, valles y nubes, fluyen las leyendas como el agua, olores y sabores ¡Su yantar! La diversidad en colores, su folklore y sus gentes.


Paso de peregrinos, camino de estrellas.

Santa María de Eunate

En una película de Navarra no puede faltar Pamplona y la mayoría de las veces que he visitado la capital no he llevado cámara, por no fiarme de mí misma (cosas de las tradiciones: hay que llevar pañuelo rojo… cóctel troll’s…), así que he escaneado alguna foto tanto de la urbe como de la zona del Bidasoa, donde tengo unos veintidós añitos, prueba física de porqué soy bruja 

El Señorío de Bertiz

Empiezo en Iruña y contiene muestra (menos da una piedra), pasando por el Valle del Bidasoa, Baztán, Roncesvalles, Valle de Salazar, Foz de Arbayún, Selva de Iratí, el Roncal, Zugarramurdi, Urdax, Isaba, Sangüesa, Olite, Puente la Reina, Estella, Ochagavia, Burgui, Leyre, Eunate, La Oliva, Santo Sepulcro, Irache… Y otros tantos sitios que olvido.


Entrada adaptada, original de 11/Abril/2010: A POR TI ¡¡¡DÉJATE LLEVAR!!! "EL REYNON DE NAVARRA"

4 comentarios:

  1. Navarra, todo un mundo para echarle de comer aparte. Tengo la inmensa suerte de conocer bastantes de los lugares que citas y que nos muestras y no puedo estar más de acuerdo contigo. No sólo en considerar que Navarra es una tierra embrujada, sino que, además, ese embrujo que se extiende por los cuatro puntos cardinales consigue que el que visita (poco importa que sea turista, viajero o peregrino) no tarde mucho en sentirse él mismo embrujado, hasta el punto de fundirse con un entorno en el que pasado y presente, historia y leyenda parecen convivir con una fuerza fuera de lo común. Los reyes de Navarra y Aragón sabían perfectamente lo que hacían cuando modificaron los viejos caminos peregrinos para adaptar por sus reinos, allá por el siglo XII, el paso de un camino estelar que habría de marcar un hito imprescindible en la historia de la Humanidad. La mezcla de culturas, unida a las antiguas tradiciones y a un entorno pródigo y maravilloso, hacen que un viaje por estas tierras signifique siempre algo, desde cualquier punto de vista, muy, pero que muy especial. Gracias, bruja, por estos maravillosos recuerdos. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Juan Carlos!!! La mayoría de las fotos son de un viaje que hicimos una semana santa y créeme, que en su origen, lo del "reynon" iba con escobazo, la mujer, se empeñó en ver "los cinco estrellas" del románico, como si lo que transmite una obra se pudiese catalogar como servicio, el caso que pasamos a La Rioja, Guipuzcoa, Huesca y hasta la mismísima Francia y casi no vemos el templo que teníamos en el mismo pueblo ¡Cosas del saber! Jajaja, el caso que en mis 4 incursiones anteriores había abarcado tanto. Navarra es mágica, esta entrada es adaptada, pero en este blog, ya le hice hueco a uno de mis paraísos, un lugar brujo por excelencia: Urdax y Zugarramurdi, cómo me gusta la acústica de esa cueva, parece que las almas que allí festejaban y allí acabaron se hubiesen quedado en el tiempo, allí, celebrando la estupidez humana.
      ¡¡¡Gracias a ti!!! Siempre completas mis entradas con ese toque que solo tú puedes dar,un beso.

      Eliminar
  2. Siempre me ha parecido una completa locura, por no decir una estupidez muy grande, catalogar los monumentos o lugares, como si el darle estrellas por su tamaño o belleza implicara que el resto no merece ni siquiera la pena, cuando la experiencia me dice que no hay lugar pequeño ni grande, ni entorno cercano que no deje de sorprenderte. Como ya sabes, suelo hacer poco caso de esas guías y dejarme llevar más por el instinto y la intuición. Son varios los viajes que he realizado a Navarra, y muchas las maravillas que he visto; creo que las suficientes como para no llegar a estar de acuerdo con ciertas calificaciones, como creo que alguna vez hemos tenido ocasión de comentar. Hay que dejarse de tanta estúpida catalogación y vivir más los lugares. Por eso me gustan tus vuelos: porque disfrutas de los lugares, te recreas en los entornos y procuras aspirar ese conjunto imprescindible de historia, arte y belleza afín a todo lugar. No te dejes catalogar, bruja, y sigue mostrándonos tantas maravillas con esa expansión con la que se transmite la voz de los lugares: el Sentimiento. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. ¡¡¡Gracias!!! La verdad es que pone los más conocidos, el único problema, es que Navarra es tan bella como grande, un beso.

    ResponderEliminar