jueves, 31 de julio de 2014

LA CUEVA HARZAL DE OLMEDILLAS, A ORILLAS DEL MAR DE TETIS


Desde la noche de los tiempos el hombre ha empleado las cuevas como hogar, al abrigo de paredes pétreas, las primeras civilizaciones ya se cobijaban en ellas, desarrollando en su interior usos y costumbres, son testigos y transmisores de las distintas tradiciones de cada época, las pinturas, útiles, vasijas... Incluso la distribución del habitáculo, los dispares hallazgos encontrados en ellas nos acercan a la forma de vida de los habitantes de la prehistoria.


LA CUEVA HARZAL es un yacimiento arqueológico de los más importantes de la provincia de Guadalajara, aunque apenas quedan vestigios de su cenit en la Nueva Edad de Piedra, en su interior se han encontrado restos de cerámicas y herramientas del Neolítico y de la Edad de Cobre ¡Sus primeros pobladores!

También se la conoce como LA CUEVA DE OLMEDILLAS, por su situación, está en la carretera que desde SIGÜENZA conduce a la población de OLMEDILLAS, antes de llegar, cercana a las lindes de la vecina Soria.

Enclavada en un paraje natural asombroso, en la cima de un barranco calcáreo, que, como no podía ser de otro modo, se llama de Olmedillas y no tiene perdida, tres agujeros bien visibles en la roca son su presentación, de los cuales, solo por uno, el del centro, se puede acceder.


Ya en sus adentros, está muy dañada, grande, muy grande, se vislumbra que era la vivienda de una población numerosa, porque de sus primeras lunas apenas conserva lo imprescindible e inamovible.


La última utilidad que la dieron fue de establo, guarneciendo a las ovejas que abundan en los aledaños, cercando la superficie interna para separar el ganado bovino, aunque, creo que ahora se le da otro uso, no puedo obviar los restos de una barbacoa que había dentro, debe de ser la parte dedicada al fogón, aún así, con todo el deterioro, es recomendable sumergirse en sus entrañas.

Salimos por un lateral, una puerta, que por cierto es el camino aconsejable, tanto para salir como para entrar:


Una vez fuera hay marcados indicios de que hubo un asentamiento musulmán, muy derruida se distingue una muralla y algunas piedras, por su posición, parece la base de algunas casas, también, en los alrededores, se han descubiertos utensilios provenientes de esta cultura.


Ahora ¡Me mojo aunque no haya agua! Estoy hablando de un lugar único y he dado una pincelada de la riqueza natural del entorno, la arqueológica, la histórica, pero me falta la que para mí fue la más sorprendente, aquí, en pleno corazón de la península, nos encontramos esto:


Y esto:

Fósil de RHYNCHONELLA (braquiópodo extinto desde la era secundaria)

Y esto otro:


¡Su riqueza geológica! Al igual que pasa en el Himalaya, en algunas zonas del interior de Castilla, hay una gran diversidad de fósiles marinos procedentes del MAR DE TETIS que en la era mesozoica o la era secundaria separaba Laurasia y Gondwana, el movimiento de placas tectónicas y la deriva continental, como me voy a liar, mejor planto el mapa que he adquirido en la wiki:

Océano de Tesis-Wikipedia (el triásico fue el último periodo de la era mesozoica o secundaria)

En la parte que nos toca, esta inmensa masa de agua nos dejó la mejor de las caras: EL MAR MEDITERRÁNEO


Las sierras del norte de la provincia de Guadalajara es la unión de dos cadenas montañosas donde Cronos no se puso de acuerdo, una creada en el mesozoico, de la misma época del gran océano, conocida como la era de los reptiles: el Sistema Ibérico; la otra, una formación nueva de la la edad terciaria o cenozoica, cuya traducción es vida reciente, que se inicia con el desplazamiento de las placas tectónicas y la separación continental, creando el  mundo tal y como lo conocemos, de la también llamada era de los mamíferos: el Sistema Central.


Un macizo antiguo y otro nuevo con un nexo de unión común, compuestos por distintos sedimentos, dos depósitos de materias procedentes de dos ciclos geológicos diferentes, de cuarcitas y  pizarras a  arcillas y calizas. Dos bastas creaciones de la naturaleza que en este punto chocan produciendo grandes desniveles en el terreno, en un espacio relativamente pequeño lo mismo estás a más de 2000 metros que bajas a apenas 1200.


Aquí hubo un tiempo que había una playa a orillas del inmenso Mar de Tetis y cuando los agricultores remueven la tierra de los campos de labor, para la cosecha, florecen conchas de mar y no es necesario dar más pistas… ¡Eso es todo amigos!

4 comentarios:

  1. Vaya, después de hacer un primer comentario, resulta que algo ha fallado. En fin, lo intentaré de nuevo: te decía, bruja, que no te falta razón; este es un lugar desde luego fascinante, y forma parte de un entorno realmente mágico, pues no olvides que aunque pertenece a Guadalajara, está en la mismísima frontera con Soria. Y precisamente, en las proximidades de un lugar desde luego muy especial, como es la cueva y la ermita de la Santa Cruz, a medio camino entre Conquezuela y Miño de Medinaceli. En Miño de Medinaceli y sus alrededores, existen numerosos yacimientos arqueológicos de índole neolítica y celtíbera. De hecho, a la salida del pueblo y en un montículo al que llaman el fuerte o el castillo, hay tumbas antropomorfas de guerreros celtíberos que pelearon contra los romanos y donde se dice que estuvo también el caudillo Viriato. El entorno, antiguamente, estaba rodeado por una inmensa laguna que fue desecada para hacer campos de labor. De su riqueza en fósiles, pertenecientes a ese mar de Tetis dan buena cuenta las toneladas (y no exagero) que se han extraído del lugar, algunas de cuyas piezas están diseminadas por los pueblos de los alrededores y en colecciones particulares. De la cueva de Olmedillas, se sabe que estuvo habitada por numerosas culturas desde la más remota antigüedad: hombres del neolítico, celtíberos, godos, árabes...Durante la Edad Media, hubo grupo de malhechores que asaltaban y asesinaban a los viajeros que pasaban por allí, de ahí parte de su leyenda negra; durante la Guerra Civil, fue ocupada por los republicanos que tenían su cuartel general en la vecina Sigüenza y de su utilización como lugar donde guardar el ganado, en las cercanías, ya en la provincia de Soria, tienes el pueblo de Ventosa, que se eleva sobre un promontorio horadado de cuevas que cumple idéntica función, pero que también esas cuevas fueron utilizadas como viviendas hasta tiempos relativamente modernos. En fin, que me has traído gratos recuerdos con esta entrada, pues hace años ya que estuve por allí y fue una experiencia inolvidable. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola ¡Me gusta traerte tan buenos recuerdos! En cierta forma eres parte de que nosotros conociésemos este lugar, tú me hiciste el mini mapa junto a Sixto cuando dijimos de ir, aquí me llevaron mis hombres el 8 de marzo, día de la mujer y no he mencionado el restaurante de Sigüenza porque solo de pensarlo me relamo. Tú me hablaste de como llegar a este sitio, incluso más allá, estoy por copiar tu comentario y añadirlo a la entrada, debió de ser inolvidable tú experiencia porque la tienes tan presente que nos animaste a ella. Tenemos pendiente pasar hacia Conquezuela, aunque como sabes a Ventosa del Ducado si pasamos, un despoblado que se alza solo, sobre un otero ¡¡¡Precioso!!! Tendrá su sitio en este blog, te lo puedo asegurar.
      Yago alucinó con los fósiles, le encantan, nos costó sacarlo del campo, disfrutó como un enano y cuando encontró la rhynchonella entera, como te digo, alucinaba el peque, una especie que se extinguió en la era secundaria como la mayoría de los braquiópodo, de los que quedan muy pocas especies. Sabes, el blog sirve para cultivarme jajaja, cuando estudié las eras, mira que me costaba aprendérmelas, casi que dividía y me quedaba con las tres últimas, sin entrar en más parte, sin embargo me resultó tan curioso lo de los fósiles marinos en el norte de "Guarda-la-raja" que casi hago un túnel y me estudio las capas del terreno, es impresionante.
      Gracias Juan Carlos y un besote!!!!

      Eliminar
  2. Muy bonito el reportaje Paz ,parece increible que en la provincia de Guadalajara se puedan encontrar con el paso del tiempo fosiles marinos .
    Muy curiosas esas cuevas ,un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, es muy curioso, a mi hijo le encanta los fósiles y los minerales, tiene un amiguito que va a Carabias un pueblo perdido y tiene un montón, yo que no le hacía caso, es un sitio sorprendente!!! gracias y besos

      Eliminar