lunes, 5 de junio de 2017

LA ISLA DE LOS TALAYOT: MENORCA


Con este calor apetece un buen baño, esta entrada se adentra en el Mare Nostrum para emerger en una civilización de la prehistoria que habitó las Islas Gimnesias: LA TALAYÓTICA.

Poblado Torre d'en Galmés

En tiempos de esplendor de la Antigua Grecia separaron en dos grupos el archipiélago balear. Dieron el nombre de Gimnesias a las dos islas mayores: Mallorca y Menorca y llamaron Islas Pitiusas a Ibiza y Formentera, que se poblaron con posterioridad.

Poblado de Torralba d'en Salort

MENORCA es la isla de los Talayot, por los cuantiosos vestigios que han llegado a nuestros días de esta cultura tan brillante, aldeas enteras que son el reflejo de una forma de vida anterior a la escritura, que habitó esta tierra desde la Edad de Bronce ¡Ahí es nada!   

Poblado Torre d'en Galmés

Una isla paraíso cultural y natural en perfecto equilibrio. Museo al aire libre de 700 kilómetros cuadrados de extensión donde se conservan más de 32 monumentos arqueológicos.

Imagen obtenida de la web MENORCA DIFERENTE

LOS TALAYOT, que dan nombre a este pueblo, son torres cuadradas o redondas construidas piedra sobre piedra sin argamasa alguna, con el método “ciclópeo”.


Esta palabra proviene del árabe “atalaya” y es lo que recuerdan, tanto por su forma como por su emplazamiento se creen que eran edificaciones defensivas, vigías y por lo numerosas, la actividad bélica debía ser constante.


La diferencia entre la técnica ciclópea y la megalítica es que en la primera, además de encajar los pedruscos más o menos uniformes, incorporan algunos de tamaño diferente, de forma poligonal.

Poblado Torre d'en Galmés

Otra de sus edificaciones emblema son LAS TAULAS, lugar de ceremonias cuyo perímetro dibuja una herradura ¡Buena suerte! y en el centro tiene una gran mesa, un bloque se apoya sobre otro trazando una “T” mágica.

Poblado de Torralba d'en Salort

Contaba con muchos avances para su época, por ejemplo: la forma de recogida de agua de la lluvia. A través de canalizaciones en la roca el agua iba a parar a un recipiente que contenía pequeños y redondos cantos, estos servían de filtro del agua que bajaba de la colina. Una vez limpia de impurezas seguía el curso encauzado a otro depósito más grande.

Poblado Torre d'en Galmés sistema recogida aguas

La totalidad de la superficie de Menorca es RESERVA DE LA BIOSFERA, un destino vacacional de costa dorada al sol orillada por aguas turquesas… Cuando apareces por CALES COVES, escapando de los tours playeros, esculpida por las olas en un acantilado rocoso poco transitado y ves sus horadadas paredes, no puedes imaginar su procedencia…


Una necrópolis que se empezó a tallar en el siglo XI a.c. a lo largo y ancho del abismo pétreo. 90 hipogeos profundamente escavados donde rompe el mar y donde ha habido enterramientos hasta la conquista romana.


Los más grandes fueron romanizados, haciendo incluso en algunos de ellos una placita a la entrada, dándoles otro uso, algunas inscripciones así lo confirman.

Una quimera de lugar, imposible en la situación donde está y con los medios que disponían, cuando apenas conocían los metales, parece cosa de brujas.

Como bruja, exteriores o interiores me encantan “las camitas”:

Poblado Torre d'en Galmés

Los monumentos funerarios en general, así que no puede faltar el más popular de todos: LA NAVETA DES TUDONS.

Su nombre viene a que su figura recuerda la nave de un barco de revés.


Se trata de una tumba común, durante las excavaciones arqueológicas que se hicieron en la década de los 60 hallaron los esqueletos desordenados de una centena de personas, de ambos sexos y de todas las edades, la mayoría de ellos datados en el siglo XI a.c.


Cada uno de ellos portaba su ajuar personal, encontrando en la excavación un sinfín de objetos: brazaletes, armas, cerámicas, botones de hueso…

En la actualidad es la estructura íntegramente conservada MÁS ANTIGUA DE EUROPA.

Es algo tan sorprendente que queden restos de los primeros pueblos, de algunos apenas unas piedras de lo que fue su cénit, acercándote a ellos a través de los libros, el paso del tiempo las borró dejando una huella tan profunda como lejana.

Baleares, un destino elegido por el hombre desde la más remota antigüedad y una maravilla todavía poder disfrutarlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario